Internacional

La policía guatemalteca detiene a Sandra Torres, candidata a la presidencia

Escrito por Armando Lopez

Guatemala, Guatemala. – (Agencias) Estuvo a punto de ser presidenta de Guatemala, hoy se encuentra en prisión. En las primeras horas de este día, la excandidata a la presidencia Sandra Torres Casanova, de 63 años, fue arrestada en su domicilio en una zona exclusiva de la capital guatemalteca, en cumplimiento de una orden judicial en su contra librada por la jueza Claudette Domínguez, titular del Juzgado A de Mayor Riesgo. La acusación en contra de la excandidata es por financiamiento electoral no reportado y asociación ilícita, por lo que el partido Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) pudiera perder el registro.

La jueza Claudette Domínguez, tras notificar a Torres los delitos por los que fue detenida, fijó este viernes como fecha para que se lleve a cabo la audiencia oral de primera declaración de la acusada. Mientras llega ese día, Sandra deberá permanecer en la cárcel provisional Mariscal Zavala, el cuartel-cárcel de lujo donde son encarcelados los políticos sentenciados por corrupción. Los abogados intentaron de último momento evitar su encarcelamiento presentando acciones legales que fueron rechazadas por la jueza, por lo que la excandidata dormirá al menos este lunes en la cárcel.

El partido UNE ganó 52 diputaciones de 160 escaños, lo que le llevo a ser el grupo mayoritario en el Congreso unicameral, en las elecciones generales llevadas a cabo el pasado mes de junio. Torres, por su parte pasó a la segunda vuelta donde logró casi el 42% de los votos contra el 58% del candidato ganador, Alejandro Giammattei.

Torres salió de su residencia fuertemente escoltada por la policía, lo que impidió conocer su punto de vista a la gran cantidad de reporteros de los medios locales que se encontraban fuera del domicilio de la excandidata Sandra Torres, quien solo exclamó “es un acto de persecución política”. Su partido señalo, a través de un comunicado, que la detención y traslado fue un acto desproporcionado; además de publicar en la cuenta de Twitter oficial del partido que: “rechazamos esa medida innecesaria y desproporcionada”.

Al llegar a los tribunales, de inmediato fue llevada a la zona de fichaje de los detenidos. Lo que si se pudo ver fue la llegada de los médicos legistas para evaluar su estado de salud. En Guatemala, la hospitalización es una práctica usada por alguno de los detenidos para evitar el encarcelamiento preventivo.

EFE/Esteban Biba

Este lunes solo se llevó a cabo una audiencia para notificar a la excandidata los delitos por los que se ordenó su captura, y asi como, se le determinará el centro de detención donde esperará a que se fije la hora de la audiencia de su primera declaración el viernes, informó una fuente del tribunal judicial.

Sandra Torres ejerció un poder ilimitado durante la presidencia de su exmarido, Álvaro Colom (de 2008 a 2012), hasta el punto, de acuerdo con muchos guatemaltecos, de manejar virtualmente el poder. Juan Alberto Fuente Knigth, exministro de Economía en ese momento, escribió en su libro “Rendición de Cuentas”, “incidía en que se despidiera a funcionarios sin contemplaciones, en ocasiones justificadamente y en otras basándose en un torpe criterio de fidelidad política”.

Jimmy Morales

Cuenta Fuentes en su libro dice, que desde su posición de privilegio presidía, junto al presidente y el vicepresidente, las sesiones del gabinete, y, aprovechándose de su puesto, implementó “programas sociales” para construir una solida base electoral para su futura candidatura, a través de ayudas económicas y en alimentos para las clases marginales. Sin embargo, no fue suficiente. En las dos últimas elecciones, perdió en 2015 con Jimmy Morales, y en agosto pasado, con Alejandro Giammattei. Se dice que los votos en contra de ella, se debieron a que para la conservadora sociedad guatemalteca pesó más la sospecha de estar vinculada con Daniel Ortega o Nicolás Maduro.

Alejandro Giammattei

El proceso judicial en los tribunales se desarrollará bajo el velo de la sospecha debido a la indudable influencia de Sandra Torres en los poderes legislativo y judicial.

Acerca del autor

Armando Lopez

Deja un comentario