Internacional

Muere Binyavanga Wainaina, la pluma lúcida africana

Escrito por Armando Lopez

Nairobi, Kenia.- (Agencias) El día de hoy en el Hospital Aga Khan de Nairobi, Kenia, el escritor keniano Binyavanga Wainaina o Ken, como le decían de cariño sus padres, murió, un derrame cerebral acabo con su vida a los 48 años de edad y antes de casarse, había planeado contraer nupcias con su novio en Sudáfrica. Se ha ido igual que su padre, a quien se confiaba de esta manera imaginaria y con falda roja, sobre sufrimientos y derrames, hace cuatro años.

Escritor y periodista, una de las plumas más importantes en África, nació en Nakuru, Kenia, en 1971. Estudió comercio en la Universidad de Transkei de Sudáfrica; posteriormente, se trasladó a Ciudad del Cabo donde trabajó durante algunos años como escritor gastronómico y de viajes.

En julio de 2002 recibe el Premio Caine para literatura africana por su relato Discovering home. Lo que lo lleva al escenario de las grandes letras. Fue autor, en 2005, de la sátira a los escritores que se dirigen a escribir sobre África, el popular artículo Cómo escribir sobre África, una pieza satírica que habla sobre los clichés y los prejuicios a la hora de escribir sobre el continente africano.

Fue director y fundador de Kwani -¿y ahora qué?-, en 2003, una revista literaria que se ha convertido en una de las plataformas artísticas más prolíficas de Kenia, su trabajo fue importante para las nuevas generaciones de escritores jóvenes en África,  donde varios de sus discípulos ganaron el Premio Caine.

Colaboró con muchos de los medios más importantes comenzando con el principal periódico digital de Suráfrica, The Mail & Guardian. También escribió para The East African, National Geographic, The Sunday Times (Sudáfrica), Granta, The New York Times y The Guardian (Reino Unido).

En 2007, se trasladó a Nueva York como escritor residente en Union College, en Schenectady, Nueva York. Su estancia en la Unión Americana lo llevo a varias instituciones de primer nivel. En otoño de 2008 residió en William College donde dio clases de redacción creativa a la vez que trabajaba en una novela. Fue también director del centro Chinua Achebe para la literatura y las lenguas africanas.

Sin duda su lucha por los derechos de los homosexuales fue la parte propia y lo llevo hasta el último día de su vida. Wainaina fue noticia en todo el mundo en 2014, cuando respondió a una ola de leyes contra los homosexuales en todo el continente con un breve ensayo publicado con motivo de su 43 cumpleaños. También reveló que era VIH positivo. En el ensayo Soy homosexual, mamá reimaginó los últimos días de la vida de su madre, en los que él fue a su lecho de muerte y le contó la verdad sobre su sexualidad.

Después de la publicación de Wainaina, la revista Time en 2015 lo nombró una de las 100 personas más influyentes, junto con la autora nigeriana Chimamanda Ngozi Adichie, elogiándolo por haber “desmitificado y humanizado la homosexualidad”, al contar la historia de la muerte de un amigo keniano, a cuya familia se le impidió celebrar un memorial en una iglesia.

Acerca del autor

Armando Lopez

Deja un comentario