Espectáculos

Romina, hija de Niurka pierde peso y gana seguridad.

La chica de 24 años anteriormente lucía una figura rellenita y pasada de peso, que contrastaba con el cuerpo de su polémica madre, ahora Romina ha mejorado su salud y presume su nueva figura.

Romina Marcos impactó a sus seguidores de redes sociales con su cambio radical, mostrando que heredó la belleza de su madre. 

Romi confesó que ha perdido más de 11 kilos  y que se siente de maravilla,  y reveló que aunque es una mujer muy segura de sí misma ahora se siente mejor.

Asegura que todavía le falta perder seis kilos más para llegar a su meta. También piensa quitarse los implantes de senos que se puso hace cuatro años, pues siente que ya no están proporcionados a su nueva figura.

«Es que siento, ya bajé de peso y ahora las veo muy grandes, entonces ya me las quiero quitar y de repente sí me duele la espalda», concluyó.

 

Acerca del autor

Yocelyn Castillo González

Deja un comentario